Queremos dar inicio a nuestro blog con uno de los alimentos más conocidos de la alimentación ecológica y saludable: la soja. Su aparición en varias dietas como la vegetariana o la vegana lo han convertido en uno de los alimentos imprescindibles para muchas personas que buscan la proteína que no obtienen por no comer carne animal.


Actualmente podemos encontrar la soja y sus derivados en muchas tiendas, pero sabemos exactamente qué es y que nos aporta? Hoy hablaremos de los beneficios y las propiedades de la soja, así como de algunos datos interesantes relacionados con su producción y su consumo. La llegada de este alimento desde los países asiáticos como China, Taiwán, Corea, Japón o el Vietnam empezó a partir de los años 70, y sólo a determinadas zonas agrícolas de la América del sur y el medio oeste de los Estados Unidos de América. Hoy en día estos últimos son los principales productores de soja al mundo, llegando a producir más de 118 toneladas métricas en 2011. Los siguen el Brasil y Argentina y encontramos el primer país asiático en cuarto lugar: la China.


Los principales beneficios de la soja son los siguientes:

  • Reduce el nivel de azúcar que hay a la sangre (por eso se aconseja en caso de diabetes)
  • Previene la osteoporosis.
  • Alivia los trastornos de la menopausia y los dolores menstruales. Algunos estudios muestran la reducción en un 50% la frecuencia y gravedad de las calrades causadas por la menopausia. Por otro lado, otros estudios aseguran que no existe una mejora o que es imperceptible.
  • Reduce el colesterol. También disminuye la posibilidad de sufrir cáncer de próstata. Los responsables de estos beneficios son los siguientes lípidos: la lecitina, la omega 3 y la omega 6.
  • Es una fuente natural – no animal de proteína.
  • A pesar de, cómo hemos podido ver, tener consecuencias positivas para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo, también podemos encontrar situaciones en las cuales se tiene que vigilar con su consumo. Si se sufre de hipotiroidismo (es decir, una disminución de la actividad de la glándula de la tiroides) algunos expertos recomiendan no consumir soja, puesto que interfiere negativamente en el funcionamiento de la tiroides.
  • En cambio, sí que recomiendan el consumo de la lecitina de soja, puesto que esta no afecta negativamente y ayuda a controlar los niveles de colesterol.

Para acabar, os dejamos con una mesa de equivalencias, para conocer como llegar a la cantidad diaria recomendada (dos raciones). Una ración de soja equivale a:

½ vaso de soja cocida 2 o 3 lonchas de tofu (aprox. de 1cm, entre 60-100g) 2 o 3 porciones de tempeh (aprox. de 1cm, 50-75g) 1 vaso de leche de soja 2 yogures de soja (200-250g) 1 hamburguesa (soja) ½ vaso de soja texturitzada 2 o 3 salchichas de soja

En el próximo artículo os hablaremos de los varios productos derivados de la soja, como consumirlos y qué es lo más adecuado según vuestras necesidades. Recordáis que en la tienda (próximamente también online 😉 ) podréis encontrar todas las referencias que nombramos a nuestro bloque.

 

¿Y tú, que opinas?

Suscríbete
SUSCRIBIRME

Suscríbete a nuestra Newsletter para no perderte nada!

Todas nuestras promociones, ofertas y descuentos en tu bandeja de entrada
close-link
Chatea con nosotros
Chatea con nosotros
¿Preguntas, dudas, problemas? ¡Estamos aquí para ayudarte!
Conectando...
Ninguno de nuestros operadores está disponible en este momento. Por favor, inténtelo de nuevo más tarde.
Nuestros operadores están ocupados. Por favor, inténtelo de nuevo más tarde
:
:
:
¡Hola! ¿Tienes alguna pregunta? ¡Escríbenos! ;)
:
:
Esta sesión de chat ha terminado
¿Ha sido útil esta conversación? Vota esta sesión de chat.
Bueno Malo

Al continuar utilizando este sitio, usted acepta el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar